Developers Plus, Tecnología de la Información desde el campo de refugiados de Jabalia

Khalil Salib vive en el campo de refugiados de Jabalia, al norte de Franja de Gaza.

Su familia es originaria de Al Jiya, una de las centenares de aldeas Palestinas borradas del mapa durante la Nakba, el proceso de limpieza étnica mediante el cual se creo la colonia sionista de Israel. Entonces sus abuelos tuvieron que huir hasta Gaza, donde su familia ha vivido como refugiada desde entonces.

Khalil estudió Farmacia y Tecnología de la Información (IT) y en 2010, gracias a una beca de 4000$ decide fundar la empresa Developers Plus. En un principio la beca era de 100.000$, sin embargo OXFAM y la universidad donde estudió se repartieron los otros 96.000$, ya que había recibido la beca a través de ellos y según le dijeron, tienen que pagar muchos sueldos para poder seguir trayendo becas para otros estudiantes. Khalil ni siquiera se indigna al contarlo, ya que dice, es la práctica habitual de las ONG.

Khalil frente a su nueva sede.

Khalil frente a su nueva sede.

Actualmente las oficinas de la empresa se encuentran en el mismo campo de refugiados de Jabalia, en el sótano de la vivienda familiar, ya que durante los bombardeos de 2014 el edificio de oficinas donde se encontraban previamente fue completamente destruido, encontrar una oficina después de la agresión fue imposible, toda la gente que había perdido la vivienda, la oficina o el local comercial estaba buscando algo para alquilar, así que los alquileres se dispararon. Finalmente decidí habilitar el sótano de casa de mis padres, siguiendo el ejemplo de un amigo de Rafah que tenía sus oficinas en el mismo edificio que yo.

Dos años después de la agresión y a pesar de las dificultades Khalil cuenta con entre 20 y 30 empleados, dependiendo de la carga de trabajo. Sin embargo, explica, el bloqueo es aun peor que los bombardeos. Incluso para una empresa como la suya, que no requiere de materias primas ni depende de la importación o exportación de ningún producto.

Es siempre lo mismo, cada mes recibimos una invitación para algún evento o una oferta de trabajo que nos vemos obligados a rechazar por culpa de la frontera. Este mes por ejemplo nos han invitado a una conferencia en Turquía a la que no podremos atender. El mes pasado nos habían invitado a una incubación para pequeñas empresas en Francia a la que tampoco pudimos atender… lo mismo con otra conferencia en Reino Unido.

En este sentido lo peor ha sido no poder atender a GITEX, una conferencia global de IT que tiene lugar en Dubai y para la que incluso habían realizado el prepago de 1500$.

En esta misma situación se encuentran todas las empresas de IT de Gaza así como algunas de Cisjordania, por ello PITA (Asociación Palestina de Compañías de Tecnología de la Información) se reunió con Rami Hamdallah, Primer Ministro Palestino, Mahmoud Abbas, Presidente del país, y con las autoridades jordanas, para pedir que se les faciliten los trámites a estas empresas y así poder atender a GITEX. La respuesta de todos ellos fue que se haría lo que se pudiera para ayudar a las empresas de Cisjordania, para que incluso un comité de IT viajara con el Primer Ministro en sus futuros viajes. Sin embargo no podían hacer nada por las de Gaza, “Gaza is Gaza” les dijeron.

La incapacidad de salir de Gaza también les ha hecho perder infinidad de contratos, el mes pasado perdimos un contrato en Australia. Nos exigían pasar una semana en un hotel en Australia para firmar los contratos y preparar todo. Les intenté explicar nuestra situación pero finalmente me dijeron que si no podíamos viajar hasta ahí tendrían que cancelarlo.

Actualmente están a punto de perder un contrato de 250.000$ con Jawaal, la única compañía de telefonía móvil que opera en la Franja, este contrato nos permitiría garantizar un buen sueldo para todos nuestros trabajadores durante al menos 5 años. Sin embargo para poder llevarlo a cabo necesitamos la aportación de un experto de fuera. Ya lo tenemos apalabrado con uno de Alemania, pero llevamos meses intentando traerlo a Gaza y hasta ahora no hemos podido. El tiene miedo de entrar por Israel y además no quiere pasar por todos los procedimientos necesarios para que le den el permiso. Por Rafah, Egipto, nos ha dicho que si que vendría, pero desde 2014 la frontera no ha abierto normalmente. Esperemos que lo haga en los próximos meses porque no creo que Jawaal nos espere mucho más. Me temo que terminaran cancelando el contrato y contratando a una empresa de Cisjordania.

Otro problema que encuentran las empresas de Gaza es la dificultad para recibir envíos de dinero, la semana pasada debíamos recibir 50.000$ de un cliente en Arabia Saudí, una cadena de peluquerías, sin embargo [debido al bloqueo económico] la única forma de recibirlo sería mediante 17 envíos de 3000$ con Western Union. A lo que la empresa se ha negado, nos han dicho que solo nos enviarían el dinero por transferencia bancaria, así que de momento hemos tenido que dejar de trabajar con ellos.

Por si todo esto fuera poco, los múltiples conflictos a lo largo de todo Oriente Medio también les están afectando, muchos de nuestros clientes son de los países del Golfo. En Arabia Saudí por ejemplo tanto particulares como empresas han dejado de cobrar bonos y subsidios del Estado, ya que todo el dinero se les está yendo en la guerra contra Yemen. Esto ha provocado una crisis muy grave en el país que hace que nuestros clientes retrasen pagos o ni siquiera nos paguen. Lo mismo nos pasa con los clientes de Qatar debido a su participación en Siria.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>